www.prometeodigital.org

Una publicación de la Asociación Prometeo de Poesía

Portada ] Mapa/Contenido ] Nosotros ] AIP ] APP ] Novedades ]

MUESTRA 2012 DE LA POESÍA EN ESPAÑOL      Ana María FRESCO

Ana María FRESCO

La "Muestra 2012 de la Poesía en Español", sucesora del "Inventario Relacional de la Poesía en Español", de 2000, y de la "Muestra 2005 de la Poesía en Español", pretende establecer, a través de varios exámenes de una muestra aleatoria (algo más del 2% de un universo estimado en 7.000 poetas), las características fundamentales de la poesía que hoy se escribe en español. Para más información, escribir a la A.P.P., por su correo electrónico appmadrid@yahoo.es

Inicio de la sección
  Presentación
  Poetas incluidos
    de la D a la F
  Estudios sobre la Muestra




Estudios a realizar sobre la
"Muestra 2012":

  - anagráficos
  - de estratificación
  - estructurales
  - temáticos
  - de personalización
  - arquetípicos
  - de oblicuidad
  - de autobiografías
  - de títulos
  - de versificación
  - otros









MUESTRA 2012 DE LA POESÍA EN ESPAÑOL
Un trabajo sobre el estado de la poesìa actual, diseñado y realizado por el filólogo y escritor Juan Ruiz de Torres y el ingeniero José Javier Márquez, junto a los profesores y estudiosos autores de los diversos tratamientos de los datos recogidos que se incorporan al trabajo.
   

BIOGRAFÍA.
País: Uruguay
País de residencia: Uruguay
Lugar y año de nacimiento: Montevideo, Uruguay, 1937

Autobiografía mínima (preparada por el poeta):
Es miembro de la Asociación de Mujeres Periodistas y Escritoras y socia fundadora de su Capítulo Uruguay.

Poemarios (>de 39 p.) y premios:
Perdido cielo (1985), Con el íntimo idioma de los pájaros (2000).
I Premio, Asociación Escritores del Interior (1984), "Gran Premio", Intendencia Municipal de San José, Uruguay (1987), "Alfonsina Storni" (1988, Asociación Givré de Buenos Aires), "Poesía Internacional" (1993, Gobierno de Mendoza, Argentina).

Correo electrónico: amfresco@adinet.com.uy


POESÍA.

INSTANTE

Suspendida en el trompo de la tarde
giro
y en su vértigo hay sol
licuando a fuego lento
toda la miel del aire
sobre el pozo de luz de la bahía
de mi Montevideo.
Hay un astro quemando tras el cerro
y otro abajo
muy adentro del agua del recuerdo
ave roja de incendio que se cruza
cuando menos lo quiero.
Por eso ya no está
se ha borrado
bajo el ala de sombra del silencio
chorreando melancólicas esencias
tal vez
hacia otro cielo.

Sigue yéndose el sol
y es tan de oro
su anaranjada luz
que yo me quemo
con el mirar tan limpio de mi asombro
dulcemente apretado
entre mi verso.
Y recojo anhelante la corona
que en mis manos dejó
al ir muriendo.

Cómo valoro, Dios, este miraje
y este balcón de amor
por siempre abierto
con pedrerías, ríos, con tormentas,
mis arboladas calles de cemento
y el transparente nácar de la tarde
guardando tenuemente mis secretos.

La bahía se ha vuelto toda roja
como un vino escarlata junto al cerro
y un brasero de estrellas lagrimeantes
desparrama sus chispas
frente al puerto.

No puedo pedir más.
Hoy sentí el día
como un minuto trémulo
como un puño cerrado donde anida
la eternidad su sueño.

(2005)