www.prometeodigital.org

Una creación de la Asociación Prometeo de Poesía

Portada ] Mapa/Contenido ] Nosotros ] AIP ] APP ] Novedades ]

Muestra s.XXI   Gonzalo MÁRQUEZ CRISTO


Gonzalo MÁRQUEZ CRISTO







Los interesados pueden encontrar más información sobre los poetas incluidos en esta Muestra Siglo XXI de la Poesía en Español en la base de datos I.R.P.E., actualizada hasta mediados de 2004 y que permite búsquedas paramétricas (36 parámetros) sobre 4700 poetas de la lengua castellana.
Ver detalles en: I.R.P.E. versión 2.0

Inicio sección
  Poetas incluidos
     M
  Análisis Arquetípico
   

BIOGRAFÍA.
Bogotá (Colombia), 1963. Novelista, antólogo. Creador y coordinador de la colección internacional de literatura Los Conjurados. Director, revista cultural Común Presencia. Poemarios publicados: "Apocalipsis de la rosa" (1988), "La palabra liberada" (2001), "Oscuro nacimiento" (2005). Premios: Primera Mención, José Manuel Arango.

Correo electrónico: comunpresencia@yahoo.com


RESTITUCIONES

Pretendo que todo lo perdido se convierta en poema.
Las heridas como los huracanes tienen nombre.
Y aunque ignoro por qué a mi alrededor nacen los abismos,
desde el origen fui mancillado por la felicidad, por su cima inclemente.
Las invasoras restas del recuerdo.
La pugna de la raíz. La antigüedad del silencio...
No pongo flores en el cementerio del sueño,
pero continúo a pesar de todas las arenas movedizas del espíritu.
La culpa que no te deja partir es el amor.
Y ahora la niebla, la lluvia, la ausencia...
El desequilibrio llamado belleza,
la terrible orfandad de lo sagrado,
la rosa ígnea que me guía en la desesperación...
Sé que el camino terminará por encontrarme.
Como todo lo que se hace visible para morir.

(2001)


GÉNESIS

Para sobrevivir nos arriesgamos a la memoria, nos entregamos al vacío.
Ya conocimos el ave de rapiña del viento y la serpiente del agua.
El silencio jamás volverá a separarnos.
Regresamos al sílex, escuchamos la oración del fuego.
Emprendemos el numinoso sobresalto.
Vivimos la voracidad de los hallazgos y el juego espectral del deseo.
El único fruto del árbol al que no podemos renunciar es a su sombra.
Sufrimos la persecución de la primavera -y fue allí donde la palabra se hizo verde.
Lo que más dura es el instante, lo que más oculta es la luz.

Cuando se interrumpe el tiempo alguien decide nacer.

(2001)