www.prometeodigital.org

Una antología de la Asociación Prometeo de Poesía

Portada ] Mapa/Contenido ] Nosotros ] AIP ] APP ] Novedades ]

Poesía de Siempre      Pablo Antonio CUADRA


Pablo Antonio CUADRA







La antología Poesía de Siempre se ha preparado con 50 poetas de lengua española contenidos en el libro Poetas del pasado, de Juan Ruiz de Torres, más otros seleccionados, ilustrados y comentados por distintos antólogos cualificados, en varios países.

Inicio sección
  Presentación
  Poetas incluidos
    C
  Antólogos
   

BIOGRAFÍA.
Managua (Nicaragua), 1912 - 2002. Periodista. Catedrático universitario de Literatura. Político, diputado. Director del diario "La Prensa". Agricultor, maderero. Director de la Academia Nicaragüense de la Lengua. Ensayista, dramaturgo. Director de la revista "El Pez y la Serpiente". Presidente de Honor de la A.I.P. Entre sus poemarios: Canciones de pájaro y señora (1929), Poemas nicaragüenses (1934), Canto temporal (1943), Poemas con un crepúsculo a cuestas (1949), Libro de horas (1956), Elegías (1957), El jaguar y la luna (1959), Zoo (1962), Noche de América para un poeta español (1965), Personaje (1968), Cantos de Cífar (1969), Doña Andreíta y otros retratos (1971), Tierra que habla (1974), Esos rostros que asoman en la multitud (1976), Siete árboles contra el atardecer (1980), El indio y el violín (2000)


NONANTZIN

    Imitación de un poema por Netzahualcoyolt

Amada, si yo muriera,
entiérrame en la cocina
bajo el fogón.

Al palmotear la tortilla
me llamará a su manera
tu corazón.

Mas si alguien, amor, se empeña
en conocer tu pesar,
dile que es verde la leña
y hace llorar.


LA NOCHE ES UNA MUJER DESCONOCIDA

Preguntó la muchacha al forastero:
-¿Por qué no pasas? En mi hogar
está encendido el fuego.

Contestó el peregrino: -Soy poeta,
sólo deseo conocer la noche.

Ella, entonces, echó cenizas sobre el fuego
y aproximó en la sombra su voz al forastero:
-¡Tócame! -dijo-. ¡Conocerás la noche!


COMENTARIOS
Granadino, nicaragüense y universal, Pablo Antonio Cuadra refleja en su poesía una sensibilidad refinada con un amor hondo y vasto por su patria, expresado en la búsqueda y aprecio por su identidad mitológica, cultural, ecológica, indígena, étnica y política. Coloquial, aferrado y con la sencillez de la tierra, desde su obra fundacional Poemas Nicaragüenses (1934) que me regalara hace unos años hasta sus últimos poemas El indio y el violín (2000) cantan sistemas de valores a partir de todos los habitantes de su pueblo, un "mundo más que humano" (historia, mitos, fauna y flora, cultura, ecología, gente). Si bien catalogado como perteneciente a la Vanguardia nicaragüense, su producción poética sobrepasa este análisis generacional, por cuanto es también la de un poeta postmoderno y finesecular, abarcando temas como exilio, migración, identidad, desarraigo y nacionalismo. Pablo Antonio Cuadra, como dice el crítico Nicasio Urbina , "nos demuestra que los signos del canto y el poema son el espacio del origen, en ellos se encierra el conocimiento del principio, de la migración y el desplazamiento, de una Tierra de Promisión o un Paraiso Perdido". "...Los gemidos de todo un siglo" habitan la obra de éste uno de los más grandes poetas nicaragüenses, junto con Rubén Dario, Pablo Antonio Cuadra. (Luis Alberto Ambroggio).