www.prometeodigital.org

Una antología de la Asociación Prometeo de Poesía

Portada ] Mapa/Contenido ] Nosotros ] AIP ] APP ] Novedades ]

Poesía de Siempre      Ramón LÓPEZ VELARDE


Ramón LÓPEZ VELARDE







La antología Poesía de Siempre se ha preparado con 50 poetas de lengua española contenidos en el libro Poetas del pasado, de Juan Ruiz de Torres, más otros seleccionados, ilustrados y comentados por distintos antólogos cualificados, en varios países.

Inicio sección
  Presentación
  Poetas incluidos
    L
  Antólogos
   

BIOGRAFÍA.
Jerez, Zacatecas (México), 1888-1921. Fue abogado y estuvo involucrado en los primeros gobiernos de la Revolución Mexicana. La mayor parte de su obra fue publicada después de su muerte. En vida publicó La sangre devota (1916) y Zozobra (1919). De forma póstuma se editaron El son del corazón (1932) y El león y la virgen (1945). Sus Obras completas se publicaron en 1971. (Enrique Valle)


MI PRIMA ÁGUEDA

Mi madrina invitaba a mi prima Águeda
a que pasara el día con nosotros,
y mi prima llegaba
con un contradictorio
prestigio de almidón y de temible
luto ceremonioso.

Águeda aparecía, resonante
de almidón, y sus ojos
verdes y sus mejillas rubicundas
me protegían contra el pavoroso
luto...

Yo era rapaz
y conocía la o por lo redondo,
y Águeda que tejía
mansa y perseverante, en el sonoro
corredor, me causaba
escalofríos ignotos...
(creo que hasta le debo la costumbre
heroicamente insana de hablar solo).

A la hora de comer, en la penumbra
quieta del refectorio,
me iba embelesando un quebradizo
sonar intermitente de vajilla,
y el timbre caricioso
de la voz de mi prima.

Águeda era
(luto, pupilas verdes y mejillas
rubicundas) un cesto policromo
de manzanas y uvas
en el ébano de un armario añoso.


COMENTARIOS
Muerto a la simbólica edad de 33 años, tuvo tiempo Velarde para hacer una aportación muy personal y significativa a la poesía de la lengua. Él consiguió recrear la vida de la pequeña ciudad, el amor, lo religioso, con un lenguaje voluntariamente alejado de los excesos modernistas, preciso y audaz a un tiempo. Así, nos colocó "a las puertas de la poesía contemporánea" (Octavio Paz). Decía el poeta: "Yo anhelo expulsar de mí cualquier palabra, cualquier sílaba que no nazca de la combustión de mis huesos'". Afortunadamente, su obra poética (a excepción de sus poemarios La sangre devota y Zozobra) fue publicada en forma póstuma. (Juan Ruiz de Torres)